Ir al contenido

Las tres joyas

Las tres joyas son los grandes ejes del budismo: Buda (el mentor iluminado), dharma (las enseñanzas) y samgha (la comunidad de discípulos). Las tres joyas forman parte de la filosofía budista, como también lo son el sufrimiento, el nirvana, la ausencia de “yo”, la vaciedad, el karma.

En sánscrito, el término triratna significa “tres joyas”. Ellas son los grandes ideales del budismo.

Las tres joyas del budismo, persona meditando

La meditación es importante para el autoconocimiento.

¿Cuáles son las tres joyas del budismo?

Son los tres ideales o valores que constituyen la filosofía budista. Sus seguidores buscan el refugio y el motor que representan estos ejes centrales:

  1. Buda Sakyamuni es el ideal de iluminación, o budeidad suprema
  2. Dharma es la verdad que Buda comprendió y transmitió a través de sus enseñanzas
  3. Sangha es el conjunto de personas que alcanzaron comprensión de la verdadera realidad (son los practicantes del Dharma o comunidad espiritual)

Tomar refugio en el budismo es dar a la vida una dirección segura, un sentido. Pero con una actitud activa, poniendo empeño para evitar el miedo y sufrimiento.

Para lograr una dirección segura hay que identificarse con las tres joyas preciosas o tres joyas raras.

Distintas escuelas

Las diferentes formas de budismo tienen diversas maneras de expresar sus creencias. Se diferencian:

  • Por el énfasis que adoptaron para practicar la espiritualidad
  • Según las prácticas de meditación en las que se respaldan
  • Dependiendo de los sistemas filosóficos que sustentan
  • Las manifestaciones culturales de la sociedad que las acompaña

Denominador común de las escuelas

Sin embargo, hay algo que unifica a todas las personas que practican el budismo: el “ir a refugio a las tres joyas“. Es decir que los tres ideales (Buda-Dharma-Sangha) tienen un lugar fundamental en la vida social e individual de sus seguidores.

¿Qué significan las tres joyas?

Para los practicantes del budismo, ellas representan los tres objetos de refugio: Buda-Dharma-Sangha. Refugiarse en cualquiera de ellos es dar testimonio de pertenencia a la comunidad budista.

Tomar refugio en los “tres tesoros” es comprender que en el proceso de la existencia (mientras dure o aún en otras vidas) subyace la liberación. Y elegir permanecer vinculado a las tres joyas para siempre, también en el infinito.

Si bien no hay una organización jerárquica en el budismo, muchas de sus escuelas ofician ceremonias. En ellas, el monje ofrece la toma de preceptos, o manifestación pública del compromiso.

Sinónimo de las Tres joyas

los tres tesoros, triple joya, tres piedras preciosas

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.