Razonable

La idea de razonable, adjetivo que califica a las personas, a la conducta y a las situaciones, implica el uso de la razón.

Es razonable todo acto que es guiado por el razonamiento y la lógica, es decir que no está basado en los impulsos y las emociones.

El concepto de lo razonable o de razonabilidad es de fundamental importancia en la teoría y en la práctica de la argumentación jurídica.

La balanza en manos de una mujer es símbolo de justicia.

Lo razonable es un parámetro para la justicia, y un principio general que se aplica a toda argumentación jurídica.

La noción de lo que es razonable es un componente indispensable en la redacción de las leyes, por ende, la razonabilidad es una garantía constitucional.

Si es una garantía constitucional que las leyes y sentencias judiciales sean razonables, y lo razonable es parámetro de justicia, ello está asimismo ínsito en la garantía constitucional.

Considerando que lo razonable es lo que se ajusta a la Constitución, podemos afirmar que lo ilegal no tiene razonabilidad.

Si la justicia es un ideal a alcanzar por parte del derecho, y es el valor en su máxima expresión, lo razonable está implícito en la justicia.

Lo racional no debe confundirse con lo razonable, ya que mientras todo lo racional es científico, lo razonable implica un modo variable de convivencia armónica con todo ser humano.

Un discurso sobre lo razonable está basado en lo científicamente racional de todo tipo de ideologías religiosas, filosóficas, poéticas, políticas, jurídicas, estéticas o de la temática que fuere.

Quienes sostienen, por ejemplo, que sin religión no hay ética ni moral, son tan poco razonables como quienes descalifican una reflexión ética por considerarla un subproducto de la cultura religiosa.

Significados relacionados

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *