Ir al contenido

Cristianismo

El cristianismo, del latín christianismus, es una religión monoteísta muy diversa en relación a sus doctrinas. Se la considera la más extensa del mundo.

El cristianismo surgió del judaísmo en el siglo 1 d. C en la provincia romana de Judea, en tiempos del Imperio Romano. Sus ramas principales son el catolicismo, el protestantismo y la ortodoxia.

Sus seguidores se llaman cristianos, quienes comparten la convicción de que Jesús de Nazareth es el Hijo de Dios, y el Mesías profetizado por el Antiguo Testamento.

manos rezando sobre la biblia, doctrina del cristianismo

La oración y la lectura de la Biblia son herramientas para aumentar la fe.

¿Cómo surgió el cristianismo?

El cristianismo tiene su origen histórico en el judaísmo de comienzos de la era actual, cuyo indicador en el calendario es el nacimiento de Jesús de Nazareth. El comienzo de la era cristiana fue durante el gobierno de Augusto.

El cristianismo surgió en la región de Judea, que formaba parte del Imperio Romano en esa época. En Roma gobernaba el rey Herodes Antipas, que había ocupado Palestina con sus legiones romanas. Jesús y su familia pertenecían a la comunidad judía, regida por un Consejo o Sanedrín presidido por un rabino elegido en Roma.

En un principio el cristianismo fue una religión prohibida por los romanos, y sus seguidores perseguidos de muerte. Pero en el siglo IV se convirtió en la religión oficial del imperio, a partir de lo cual se difundió por toda Europa.

¿Quién fue Jesús?

El cristianismo surgió en torno a la persona de Jesús, hijo de María y José, nacido en Belén. Hasta los 30 años trabajó en Nazaret como carpintero junto a su padre. Luego recorrió Judea propagando sus ideas durante tres años junto a los doce discípulos, que lo acompañaron hasta su muerte.

Jesús se llamaba a sí mismo Hijo de Dios y Mesías, que en griego significa Cristo, el ungido. Recorrió las calles, visitó familias y sanó enfermos en todo lugar donde hubiera necesidad. Siempre pronunciando su mensaje de salvación y enseñando a través de parábolas.

Las enseñanzas de Jesús molestaron tanto:

  • a las autoridades romanas
  • como a las judíos del Sanedrín

Por ello fue condenado a muerte y crucificado en la Pascua a sus 33 años, junto a dos malvivientes.

¿Qué enseñaba Jesús que molestaba tanto?

Sus enseñanzas proponían una esperanza de cambio y salvación, en especial en tiempos en que los pobres eran olvidados y cruelmente explotados.

Jesús predicaba con el ejemplo, llevaba una vida sana y solidaria, rechazando el poder y la riqueza. Las ideas de Jesús implicaban una verdadera revolución, y su conducta era coherente con la prédica. Esto le valió la adhesión de muchos seguidores, algunos de los que dieron la vida por sus ideales.

Jesús decía:

  • Todos los hombres son iguales ante Dios
  • El amor al prójimo, la caridad y el perdón son normas de vida incluso con los enemigos
  • La salvación sólo depende de la fe, y la puesta en práctica de buenas obras, pero no de la riqueza y los ritos.
  • La recompensa al sufrimiento terrenal está en la otra vida, en el cielo luego del juicio final
  • Dijo no al egoísmo, la hipocresía y la vanidad
  • Le quitó carácter divino al emperador (“al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios”)
  • En el contexto de una sociedad esclavista predicaba sobre la igualdad

Condenado a muerte, resucitó

El Sanedrín, máxima autoridad religiosa de Judea, condenó a muerte a Jesús bajo el cargo de blasfemia. Resulta que el Hijo de Dios se había declarado a sí mismo como el Mesías, el salvador anunciado por los profetas.

Tras su muerte, los discípulos anunciaron que Jesús había resucitado y ascendido al cielo, confirmando su origen divino. La iglesia primitiva se organizó en comunidades sin jerarquías donde todo era compartido.

La ayuda mutua era de acceso a través del bautismo, a partir del cual el nuevo miembro se incorporaba a la ekklesia en griego (asamblea). A partir de ese momento se dedicaba a difundir la fe cristiana predicando las enseñanzas de Jesús.

¿Cuándo comenzó el cristianismo?

Cuando en Pentecostés, luego de la muerte y crucificción  de Jesús, los discípulos recibieron al Espíritu Santo y comenzó la difusión de la fe cristiana.

Primero por Asia Menor y luego por Europa, perseguida por los romanos y posteriormente legalizada, se convirtió en religión oficial de Roma en el 380 d. C

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.