Ataque de pánico

El ataque de pánico es la aparición repentina de una crisis de angustia y temor súbito. Se trata de un episodio de comienzo brusco y breve duración, de una sensación de aprensión intensa, miedo o terror, a veces acompañado de sentimientos de catástrofe inminente, y actitud de huída no limitada a ninguna situación concreta.

Los síntomas del ataque de pánico varían de un caso a otro, siendo frecuente la aparición repentina de palpitaciones, dolor precordial, sensación de asfixia, mareo o vértigo. En ocasiones, la angustia alcanza tal intensidad que puede aparecer sensación de despersonalización-desrealización. Casi siempre existe temor a morirse, a perder el control o a enloquecer.

fear-299679_1280Ataque de pánico

Sintomatología psíquica del ataque de pánico

  1. Vivencias de extrañeza (despersonalización-desrealización):

2. Vivencias de expectación aprensiva y fenómenos mnémicos.

Síntomas somáticos

  1. Cardiocirculatorios: palpitaciones o taquicardia, dolor opresivo o malestar precordial, sensación de paro cardíaco, hipertensión episódica.
  2. Respiratorios: disnea (respiración entrecortada, dificultad para aspirar aire o para hacer una inspiración profunda, sensación de ahogo o paro respiratorio).
  3. Parasimpáticos: debilidad física o desfallecimiento, diaforesis, sialorrea, diarrea, náuseas, urgencia defecatoria, micción imperiosa, rinorrea, hipo, visión borrosa.

Las primeras crisis del ataque de pánico con frecuencia aparecen espontáneamente al realizar cualquier actividad inocua, incrementándose la sintomatología a medida que avanza la crisis.

Significados relacionados

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *