Sistema nervioso central

El sistema nervioso central es el encargado de coordinar una serie de funciones nerviosas importantes para el bienestar de todo el cuerpo, permitiendo así que el organismo lleve a cabo tanto tareas claves para mantenerse vivo como también las relacionadas con movimientos y hasta emociones.

El sistema nervioso central se compone de órganos como el encéfalo y la médula espinal, cada una con sus propias estructuras, permitiendo que se conecten entre ellos enviando y recibiendo señales eléctricas las cuales viajan alrededor de todo el cuerpo posibilitando funciones como el movimiento, control de emociones y pensamiento complejo entre muchas otras.


El sistema nervioso humano se divide en dos clases: Sistema nervioso central y sistema nervioso periférico, cada cual encargado de diferentes tareas mediante sus estructuras individuales, funciones y sub-sistemas, siendo el sistema más complejo e importante del cuerpo, ya que si no funciona bien el organismo tampoco puede ejecutar funciones claves para la vida como la respiración, latidos cardíacos, movimientos musculares y pensamiento entre otras.

El sistema nervioso central es el más avanzado del organismo

El sistema nervioso central recibe información y la procesa, para luego enviar órdenes mediante impulsos eléctricos al resto del cuerpo con instrucciones acerca de cómo comportarse, siendo las neuronas y sus conexiones las que hacen posible que las estructuras que lo componen puedan actuar y así controlar el funcionamiento de parte importante de las funciones del organismo humano.


Dentro del sistema nervioso central el encéfalo es el encargado de procesar las señales eléctricas que recibe y en base a ellas determinar cómo actuará la persona, enviando luego esa información a las estructuras encargadas de llevarlas a cabo. Enfermedades neurológicas degenerativas como el Mal de Parkinson o Huntington, entre otras, dañan esas redes impidiendo así el funcionamiento correcto de este sistema vital.

En el sistema nervioso central, la médula es la encargada de comunicar el encéfalo con el resto del cuerpo además de captar señales mediante neuronas específicas muy sensibles, realizando diferentes conexiones relacionadas con aspectos tan importantes como el movimiento, por lo que cualquier daño en ella puede provocar efectos graves y hasta mortales sobre el organismo.

El sistema nervioso central se comunica con el cuerpo a través de redes de nervios que llevan sus instrucciones en forma de estimulos eléctricos, además captan información que comunican, por lo que son una vía de doble tránsito.

Dentro del sistema nervioso central el encéfalo se divide en cerebro posterior, anterior y medio, organización solo presente dentro de los vertebrados. Al comunicarse con la médula espinal entra a actuar un órgano conocido como bulbo raquídeo.

El sistema nervioso central en los humanos es mucho más avanzado que en otros animales dando paso a funciones superiores, este se alimenta de diferentes nutrientes que llegan a través de cuatro arterias formando el llamado Polígono de Willis, si estos nutrientes no llegan bien se puede producir un daño irreparable.

El cerebelo y médula espinal están protegidos por tres membranas y otras estructuras óseas, las cuales cumplen una función muy importante, ya que en caso de lesiones estructurales medias o graves no existe cura, por lo que la persona puede morir o quedar incapacitada de forma permanente. Investigaciones científicas buscan ofrecer una solución mediante el uso de células madre.

Ejemplos de uso de sistema nervioso central

  • Las vacas tienen sistema nervioso central al ser animales vertebrados
  • El piloto sufrió una lesión medular que compromete el funcionamiento de su sistema nervioso central
  • Las enfermedades degenerativas afectan el control de emociones y movimientos en el sistema nervioso central

Significados relacionados