Marketing

El marketing, en español mercadotecnia, es un concepto básico de los equipos comerciales de toda empresa, perteneciente también al campo de la economía y de la administración de empresas, y fundamental en el desarrollo de cualquier actividad empresarial. Si bien no existe acuerdo sobre su definición, el factor común sobre el que confluyen los expertos es la satisfacción del cliente y sus necesidades. Pero el concepto va mucho más allá de la acción de identificar necesidades y potenciar la mera venta de los productos a partir de estrategias de publicidad.

La importancia del marketing involucra en su concepto a todos los estamentos de la empresa, desde la alta gerencia y dirección, hasta los sectores de producción.

startup-593304_1280

El marketing y la actividad comercial tienen una importancia clave en las empresas actuales aún por encima de los procesos de producción, razón por la cual muchas actividades empresariales cuentan con un departamento de marketing.

Su finalidad no es sólo gestionar las ventas sino buscar la satisfacción de la demanda, en un mundo en el que la globalización presenta productos de similar precio y calidad, en una batalla permanente por la diferenciación de la competencia.

El marketing da cuenta de una serie de herramientas como la investigación de mercado, análisis de la competencia, promoción, publicidad, política de precios, canales de distribución y formas o vías de comunicación.

El marketing abarca dos dimensiones relacionadas por un lado con el mercado a largo plazo y la adaptación de la empresa a los cambios futuros para obtener ventajas comparativas (marketing estratégico);

Por otro lado el marketing operativo, que procura acercar el producto a los consumidores con acciones tendientes a lograr la valoración de las cualidades del producto en la conciencia del cliente.

El marketing es una filosofía de trabajo, un sistema global de acciones mercantiles orientadas a conocer lo que es necesario vender y enfocadas en lo que el cliente comprará.

Se trata de enfoques empresariales no orientados a la venta de lo que la empresa quiere vender (empresa orientada al producto), sino enfocados en el consumidor, donde el cliente es el centro de la actividad y todos los esfuerzos se centran en él (empresas orientadas al cliente).

Significados relacionados